Créditos personales

Los créditos personales de Credy.mx son la solución perfecta para quienes buscan una vía de financiación express y cómoda, tanto en la solicitud como en la recepción y la devolución del préstamo. Aquí te damos algunas pinceladas que explican por qué estos préstamos en línea son rápidos y fáciles y por qué se han convertido en la opción predilecta para muchos usuarios. Créditos personales que no dejan indiferente a nadie. ¿Por qué? Porque son créditos personales para todos (pocos requisitos), fáciles de adquirir y muy transparentes. Estos créditos personales han entrado con fuerza en el mercado financiero.

creditos personales

Créditos personales: cómo se solicitan

Estos créditos personales ofrecen crédito rápido sin quebraderos de cabeza. De hecho, la mera solicitud ya es sencilla: no hace falta contar con una cultura financiera avanzada ni acudir a ninguna oficina bancaria, evitándote todos los inconvenientes de tener que esperar en largas colas y responder interminables preguntas. Para solicitar uno de estos créditos personales basta con que tengas conexión a Internet. Una opción es hacer el trámite desde casa, con tu ordenador o con una tablet. Sin embargo, también puedes realizar las gestiones para solicitar uno de estos créditos personales desde cualquier lugar en el que te encuentres, incluso en la calle, pues Credy.mx está disponible para smartphones y conexiones móviles.

Una vez dentro del sitio web de Credy.mx, lo primero que tendrás que hacer es seleccionar la cantidad de dinero y el tiempo de devolución. De esta manera, es el propio cliente quien elige las condiciones de sus créditos personales. Esto se lleva a cabo mediante dos selectores o barras de desplazamiento muy intuitivas: una barra que te permite pedir de 1.000$ a 3.000$ y otra que te permite indicar de 1 a 30 días para la devolución del dinero. Escoge la que más te interese antes de acceder al formulario de solicitud de créditos personales.

Una vez que eliges estos dos parámetros, el siguiente paso te lleva a una sencilla página en la que tendrás que indicar tus datos personales, tus datos de contacto y tu número de cuenta. A efectos informativos, existe una casilla que deberán marcar quienes tengan historial crediticio sin buro. Sin embargo, estar registrado en estas listas no es un problema en la mayoría de los casos, puesto que Credy sí gestiona préstamos personales sin buro.

¡Y esta es toda la burocracia necesaria para adquirir créditos personales con Credy! Se puede decir que estos datos que te solicita Credy son los básicos e imprescindibles para que la recepción sea la correcta y poder otorgar los créditos personales. Por ejemplo, el IFE se pide para comprobar que el solicitante es mayor de edad, como obliga la ley. Por otro lado, el número de cuenta se solicita para que la cantidad se ingrese en ella directamente. Hay que aclarar que Credy no tiene acceso a los datos concretos de esa cuenta bancaria, es decir, que el dinero que haya en ella o el saldo medio de los últimos meses son aspectos irrelevantes a efectos del préstamo en línea. Por último, la casilla Empleo se ha insertado para comprobar que el solicitante tiene ciertos ingresos regulares. Es importante saber que estos ingresos no tienen por qué proceder de un recibo de sueldo fijo, lo cual flexibiliza mucho la solicitud de un crédito personal. Es decir, parados con prestación por desempleo, jubilados o pensionistas de todo tipo pueden pedir uno de nuestros préstamos sin recibo de sueldo.

Cuándo se recibe el dinero de estos créditos personales

Lo normal en este tipo de créditos personales rápidos por Internet es recibir la cantidad solicitada en 10-15 minutos, siempre y cuando no haya ninguna incidencia que retrase la concesión de los créditos personales. Es decir, que todos los datos sean correctos y no exista ningún error.

En ocasiones, ese tiempo de espera es mayor debido a que las empresas crediticias con las que trabaja Credy analizan más detenidamente algunos datos aportados. En cualquier caso, la respuesta que se da al solicitante es siempre más rápida que la que pueda ofrecer cualquier banco.

La rapidez, como ya hemos dicho, es la tónica general en estos préstamos de dinero. De hecho, se puede retirar el dinero del cajero o disponer de él como se quiera desde el mismo momento en el que se recibe en la cuenta. Es decir, tras esos 10-15 minutos que hay que esperar mientras se conceden los créditos personales.

Y por último, la mayor o menor velocidad en la devolución del dinero depende de ti, puesto que el margen para saldar el crédito y devolver íntegramente el importe solicitado va desde un solo día a un mes entero. Elegir más tiempo o más dinero tan solo afecta mínimamente a los honorarios ligados al crédito personal, por lo que la flexibilidad y la facilidad están a tu completa disposición y elección. Credy pone toda la carne en el asador: créditos personales con tus propias condiciones y las mejores ventajas para el cliente, ¿alguien da más?

 

¡Consigue tu dinero!
Todos los datos están a salvo con el encriptado SSL